5 “jugones” veteranos


En la historia de la alta competición, siempre ha habido deportistas que, por sus cualidades físicas o mentales, por cuidar con mimo su cuerpo o por su talento natural, entre otros factores, han podido alargar su carrera y ofrecer un alto rendimiento cuando otros llevan ya varios años retirados.

Se da la circunstancia de que en la NBA, parece que este tipo de jugadores, de competidores, del que hablamos en el primer párrafo, está de moda. Los veteranos están en auge en la NBA. Muchas franquicias prefieren apostar por jugadores muy veteranos pero consagrados antes que arriesgarse con los jóvenes ¿Por qué será? ¿Está bajando el nivel del baloncesto? Sea como fuere, no es eso de lo que queremos hablar, sino fijarnos especialmente en 5 jugadores veteranos que, por razones variadas, tiene muchas probabilidades de ser noticia durante la temporada 2012-2013 en la NBA.

Kevin Garnett (17 temporadas)
17 temporadas contemplan al pivot de Boston Celtics. A sus 36 años, Kevin Garnett realizó la temporada pasada una gran campaña, siendo el que tiró del carro de la franquicia, que realizó unos muy buenos Playoffs. Kevin Garnett se vació durante los últimos partidos de la pasada temporada, en lo que muchos creyeron que fue su último aliento, el último esfuerzo por ganar el anillo de un grande, su última demostración. Ahora, la marcha de otro mítico veterano de los Celtics, Ray Allen, Garnett se queda un poco más sólo.

Pero su carácter es demasiado ganador, y desde enbasket creemos que aún le queda un año a buen nivel. Es el único de nuestra lista que no ha cambiado de franquicia este año.

Ray Allen (16 temporadas)
Cogió los bártulos y se fue desde los Boston Celtics a los Miami Heat. Deja la franquicia en la que compartió vestuario con Garnett, Pierce o Rondo, para seguir enchufándolas de 3 en Miami. Una buena muestra de lo que decíamos en la introducción: las franquicias siguen prefiriendo a los veteranos contrastados.

El año pasado promedió 14,2 puntos por partido, y por su estilo de juego nada parece indicar que no pueda igualar e incluso superar esos números si las cosas van bien en los Heat, donde formará otro Big Four junto a Bosh, Wade y James.

Steve Nash (16 temporadas)
El mejor ejemplo de que los equipos apuestan por los veteranos es Steve Nash. Su fichaje por Los Ángeles Lakers le brinda al base canadiense la última oportunidad de ganar el anillo. Con 38 años, Nash aún está en buena forma física, y puede dar 25-30 minutos de mucha calidad por partido. Su visión de juego, su magia, y su veteranía y saber hacer en la dirección puede venirles más que bien a Kobe, Gasol, Howard y compañía.

Jason Kidd (18 temporadas)
El otro día le metimos en décima posición de nuestro Top 10 de bases en la NBA. Puede que esa posición no haga justicia a los méritos de la pasada temporada (otros lo hicieron mejor que él), pero en Playoffs su rendimiento individual mejoró notablemente y se vio un jugador que aún puede dar minutos de mucha calidad. Quizá el cambio de franquicia le venga bien, si está centrado.

Grant Hill (17 temporadas)
Grant Hill pudo llegar a ser mucho mejor de lo que fue, si no le hubieran castigado de tal manera las lesiones. Llegó a promediar 25,8 puntos de media cuando jugaba para Detroit Pistons. Su calidad es inmensa, sus condiciones físicas están muy mermadas. Y aún así, sigue superando con los 10 puntos por partido cada temporada, las últimas en Phoenix Suns.

Le incluimos aquí porque su fichaje por Los Angeles Clippers es una gran noticia para él y para una franquicia que tiene todas las papeletas para convertirse, por fin, esta temporada, en un serio aspirante a anillo.

Jugadores, NBA,
>

También te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *