Miami Heat, a las puertas del anillo de campeones


Miami Heat vencieron en el cuarto partido de la final NBA 2012 a Oklahoma City Thunder por 104-98 en el American Airlines Arena y colocan el 3-1 en la eliminatoria que les da la posibilidad de tener tres match ball para ganar el anillo, uno de ellos en su propio estadio. El partido estuvo marcado por la lesión de un Lebron James que no fue impedimento para que la megaestrella sacase todo su coraje y jugase renqueante los últimos minutos, en los que incluso logró anotar 5 puntos clave para redondear un casi triple doble de 26 puntos, 12 rebotes y 9 asistencias.

De poco sirvió el estratosférico partido de Russell Westbrook. Y decimos estratosférico porque las estadísticas así lo dicen: 43 puntos, 7 rebotes y 5 asistencias. Sin embargo, durante las finales le ha quitado bastante protagonismo a Kevin Durant y ha querido en muchas ocasiones arreglar las cosas por su cuenta, con atolondramiento. Es de suponer que el (posiblemente) mejor jugador del mundo, como es Kevin Durant, deba ser el que lleve el peso ofensivo de su equipo; Westbrook no lo ha permitido. En realidad, es un jugador que sólo le permite llevar el peso del partido a sí mismo. No sabe jugar de otra manera que penetrar, penetrar y penetrar (no penséis en nada sexual), y tirar, tirar, tirar.

Una cosa es segura: Oklahoma pierde por 3-1, una diferencia que nunca se he remontado en una final NBA, y Kevin Durant no estará contento. Al menos, no tanto como las estrellas de los Miami Heat. A las habituales buenas actuaciones de Dwayne Wade y Lebron James (hasta cojo) se sumó el buen hacer de Chris Bosh y del tapado Chalmers, que consiguió 19 puntos en la segunda parte, incluyendo los tiros desde la personal que terminaron por sentenciar el partido.

Oklahoma City echaron mucho de menos la aportación de hombres como Serge Ibaka o James Harden, quien parece haberse desinflado en el último tramo (y decisivo) de la temporada. Ahora, los Thunder están más lejos que nunca de un anillo de campeones 2012; un anillo que, tras dos finales perdidas, se acerca por fin al King James and company.

Os dejamos con el resumen del cuarto partido de las finales NBA 2012.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *